Dichos en la cocina

Bookmark and Share

articulo_comida-chilena.jpg
Estamos a punto de celebrar el mes del Bicentenario de nuestro país y no podemos dejar de pensar en el ‘super’ fin de semana largo que tendremos desde el 17 al 20 de septiembre, ojalá que los días sean gratos y el clima nos acompañe para celebrar como debe ser.
Así podremos empezar con payas y rimas, o mejor aún, a recordar cuanto dicho existe relacionado con mi linda profesión que es la cocina.
Para lograr hacer un buen menú dieciochero debe irse “donde las papas queman”(situaciones extremas), para así “pelar el ajo” (esforzarse) para comprar todos los productos necesarios para poder realizarlo, con el simple fin de “creerse el hoyo del queque”(sentirse superior a los demás) una vez terminada la jornada con sus invitados, independiente a que le “queden las patas como papa” ( cansancio extremo) por tanto trabajar.
“Ojo al Charqui” (concentración), con cuanta preparación que haga, ya que hay que “ponerle pino” (entusiasmo) para que salga rico todo lo propuesto, quizás la receta pueda que la haga “al tuntún” (sin medidas exactas), pero si hay cariño en lo que quiere cocinar, podrá hacer un “manjar de Dios” hecho por sus propias “manos de monja”.
En más de alguna vez, la receta puede que no le salga, y lo más probable es que le logre “sacar los choros del canasto” (sobrepasar la paciencia), pero para eso debería ocupar un “medio pollo” (ayudante) para que le ayude y “sáquele el jugo” (abusar de alguien por medio de trabajo excesivo), para cumplir con el merecido final.
Ahora si esa receta es realmente buena, no es necesario que “abra el tarro” (hablar más de la cuenta) para decir cómo se hace, por más que le dejen la cabeza como “membrillo colegial” ( moreteado producto de los golpes) tratando de sacarle la receta, no haga ni tal de que “suelte la papa” (decir un secreto), sólo basta que se vaya “tranquilo el pollo” (con calma) para lograr hacer las cosas bien, pero si nuevamente la receta no funciona , “no le busque el cuesco a la breva” ( complicar las situaciones).
Cabe destacar que debe entregar lo que sabe, y no se sobreexiga “pidiéndole peras al olmo” (pedir imposibles), ya que las cosas no llegan así como así.
Al final, lo importante es chuparse los dedos, porque si vamos a celebrar, ¡celebramos!, y si vamos a comer ¡comemos!, es decir al pan, pan y al vino, vino. ¡Viva Chile!.

Bookmark and Share

4 Comentarios en “Dichos en la cocina”

  1. Me encantó, la columna. Me reí mucho con los dichos. Qué ingenioso Alvaro ¡¡Felicitaciones!!

  2. Jjajaja qué wena!!!, totalmente chileno…me gustó mucho.

  3. es como el comercial del super ocho, pero version bicentenario jajaj

  4. Encuentro increíble que una gran editorial como Editorial Televisa, utilize imágenes sacadas de paginas de Internet donde se indica que la foto tiene todos los derechos reservados. Por favor, acrediteme con un enlace a la foto y mi nombre.

Deja tu comentario!

Cerrar ventana

Suscríbete a Vanidades por mail!

Ingresa tu correo a continuación, y recibirás diariamente un resumen de todo lo nuevo que hayamos publicado en nuestro blog.