22 de 11 de 2010

Sí, pero no


¿Han escuchado decir alguna vez que las mujeres somos como la gata Flora?, (esa que si la sacas grita y si la entras llora). ¡Exactamente iguales! Más allá de lo poco filosófico o poético que pueda resultarles el dicho, creo que posee una gran carga de veracidad y realismo. Complicadas por naturaleza, así somos nosotras y en medio de esta enmarañada estupidez que cargamos a diario se encuentra la necesidad de sentirnos halagadas, acompañadas siempre de la imposibilidad de recibir esos mismos halagos que reclamamos.

Ahí está el dilema…
“Hace meses que estoy haciendo dieta y el insensible de Roberto no lo ha notado. Pero si estoy mucho más delgada ¿Será posible tanta indiferencia? Mañana largo todo… ¿total…?- pensaba Julieta mientras que, dentro  de un jeans dos tallas menos, se paseaba delante de su marido intentando llamar su atención. Inesperadamente, y antes de que al fin soltara el aire que había estado conteniendo para hundir el estómago, el milagro ocurrió.
¿Juli… puede ser que estés más flaca?
¡Ah, bueeeeeeeee…! Hasta que el señor se dio cuenta. Sí, he perdido tres kilos pero al parecer una tiene que estar piel y hueso. ¿Pero sabes qué?, la culpa es mía, por pedirle peras al olmo
Seguramente chicas ya conocen el resto de la historia: un hombre implorando perdón, una fémina indignada que tras un desfile insufrible de insultos termina encerrada en su habitación y una conclusión que, según el sexo del interlocutor cambiará su moraleja. Ellas seguirán sumando pataletas a la insensibilidad del género opuesto y ellos la próxima vez preferirán ahorrar sus palabras. El resultado, una ecuación infinita de reclamos y silencios que se repite:
-“¡Qué sexy te vez hoy!”
-¡Pero si no es tan corta la mini!. ¿No tengo derecho a mostrar mis piernas acaso?
- ¿Te hiciste algo en el pelo?
-Si ¿por qué no te gusta?
- Que rica te quedó la comida
- ¿Entonces por qué comiste poco?
Al margen de que nadie podría negar la indiferencia masculina frente a ciertos temas, esta vez Taconeras debo decirles que la culpa es nuestra. Las mujeres nos pasamos toda la vida exigiendo: exigimos más romanticismo, exigimos más colaboración, exigimos más demostraciones, exigimos más amor. Pero cada vez que los hombres se animan a dejar la comodidad de su mundo simplista para satisfacernos, en vez de disfrutar, ahí estamos nosotras. Con las garras y los dientes afilados para echarles en cara todas aquellas veces que prefirieron quedarse callados.
Incluso un simple ‘te quiero’ parece encerrar para las mujeres mucho más que eso. Por ejemplo: Cuando de adolescentes nos decían tal cosa respondíamos: ‘Seguro que a todas les dices lo mismo’. Ya de jóvenes y ante la misma frase no dudábamos en contestar: ‘Lo dices porque yo te lo dije primero’. Incluso después de casadas cualquier insinuación amorosa parecería sospechosa: ‘Te conozco Roberto, cada vez que me dices te quiero es porque quieres sexo’.
Y aunque en definitiva Taconeras puede que tengamos razón, también existe la posibilidad de que no. Así que mujeres, sólo por hoy voy a pedirles que aprendamos de nuestros compañeros y la próxima vez que recibamos un halago, hagamos como ellos, respondiendo absolutamente nada.

7 comentarios

viki

24 de noviembre de 2010

Exactamente chicas ¿Quién nos entiende? Deberíamos aprender de ellos, agrandados por naturaleza, y ni si quiera necesitan de nuestros halagos. Gracias por sus comentarios

magui

23 de noviembre de 2010

buenisimo ... tal cual! chicas a todas nos pasa lo mismo!, viki nos quedamos con el ummjum!

Mariela

23 de noviembre de 2010

Yo lucho contra eso todo los días jajajaja xD todo deseamos ser mejor personas y mejor amantes... xD Saludos

Marcela

23 de noviembre de 2010

Pucha que es cierto lo que dices... si te halagan mucho no le crees y cuando no dicen nada te picas... quien nos podrá entender??? porque la verdad a veces ni yo me entiendo!!!

caro

22 de noviembre de 2010

y que dieta era la que hacias? jajaja(es en serio )

Max Hartmann

22 de noviembre de 2010

uhhhyy pero que descripción mas exacta.... me encantó el post de hoy Viki! Saludos.

pam

22 de noviembre de 2010

jajajajajaj muy cierto, me encato!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último