09 de 11 de 2015

Texteo en tus Relaciones: ¿lo estás acercando o alejando?

wp-whatsapp

Whatsapp es un medio nuevo en el mundo de las relaciones, y creo que un arte que todos deberíamos desarrollar un poco en esta era de la conectividad permanente, con redes sociales y equipos móviles cada vez más poderosos, si queremos navegar con éxito nuestras relaciones.

Cuando escucho en mis talleres, las conversaciones que muchas mujeres están teniendo con sus parejas o “potenciales parejas” vía whatsapp, no deja de sorprenderme el excesivo uso que se está haciendo de ellos en las relaciones. Y es que hay una línea muy fina entre lo que puede ser beneficioso para mantener el interés de alguien y la salud de una relación, y lo que puede ser perjudicial y terminar por alejar a la otra parte. Así es que hoy decidí escribir algunas líneas para orientar a quienes pueden no estar conscientes de esa delgada línea.

En estos tiempos donde las redes sociales, el whatsapp y los mensajes de texto son parte de la vida misma, puede ser importante conocer algunos códigos para navegar con éxito el mundo de las relaciones.

Aquí van los códigos de “Llamar a Tu Amor®” para el texteo:

1.- Los temas: los mensajes pueden ser una herramienta relacional útil para cosas simples como verificar disponibilidad para un llamado telefónico, confirmar un lugar de encuentro, avisar de un retraso en una cita, enviar un dato, o desear a alguien buena suerte en una reunión. También pueden ser fantásticos y un medio entretenido para avivar el romance, para enviar una nota rápida a tu enamorado y decirle algo dulce, desearle un buen día, o dejarle saber estás pensando en él (siempre que no estés recién en la segunda cita ¡por favor!), o algo provocador, si quieres encender la chispa a la distancia o como preludio sexy para un encuentro más tarde. Pero no es un buen medio para conversaciones serias destinadas a aclarar una situación, pelear o pedir disculpas. Tampoco lo es para entablar una conversación. Usarlo para estos fines generalmente termina teniendo efectos negativos para la relación, debido a que los mensajes de texto son demasiado estrechos para expresar las verdaderas intenciones de lo que se está diciendo y para ver la amplitud de una persona. Estas conversaciones deben tenerse cara a cara y mirándose a los ojos. Tampoco uses esta vía para decirle “tenemos que hablar”, ya que lo más probable es que luego de esta “bomba de misterio” tu enamorado desaparezca por varios días para evitar esa conversación y quedes ansiosa sin saber qué interpretar. Y tampoco lo uses para decir “terminamos”, ya que eso denota cobardía e inmadurez.

2.- La extensión: si tu texto mide más de cinco centímetros, ya es largo. Si tu texto es tan largo que tienes que dividirlo en párrafos, es definitivamente demasiado largo. Esos largos mensajes se prestan para malas interpretaciones. Es muy fácil malinterpretar los textos cuando faltan los matices de voz, la entonación, los gestos faciales y el lenguaje corporal, por muchos emoticones que uses. El receptor interpreta normalmente lo peor basado en el filtro de sus experiencias pasadas. No puede saber realmente la intensión o la intensidad con que estás enviando un mensaje. Si con tu texto estás tratando de aclarar algo, o expresar una frustración, molestia o decepción, o pedir disculpas, por favor ¡no lo envíes! Guárdalo para una conversación cara a cara. Probablemente te irá mejor. Incluso el teléfono es un medio infinitamente mejor para expresar este tipo de cosas, ya que están los matices de voz, las pausas y la respiración, que te permitirán expresar más fidedignamente lo que quieres decir.

3.- La frecuencia y reciprocidad: si le escribes todos los días para saludarlo o controlarlo, o si esperas a que él lo haga todos los días, es probable que estés abusando de los mensajes de texto y teniendo expectativas poco realistas. Si no le das espacio para pensar en ti, para que sea él quien te “persiga”, estás evitando que la atracción de la otra persona hacia ti crezca. Si eres tú la que constantemente textea primero, aunque sea para decirle hola, estás estableciendo una dinámica saboteadora para tu relación, una en la que él se volverá cómodo y en la que serás tú la que hará todo el trabajo. Estarás impidiendo el “cortejo”. Si es ese el tipo de relación que quieres, bien. Pero si lo que estás buscando es una relación equilibrada y recíproca con un hombre de verdad, interesado en tener una relación, asegúrate de que él tenga espacio y haga esfuerzos para “cortejarte”.

4.- Las respuestas: si te encuentras esperando con ansiedad e impaciencia que tu enamorado escriba de vuelta, mirando obsesivamente el teléfono, y dejando de vivir el “ahora” en tu vida, es probable que estés haciendo un mal uso de la tecnología. Si sientes que él se está tomando “demasiado tiempo” (sea lo que sea eso signifique para ti) para responder a tus mensajes y te encuentras enviado múltiples signos de interrogación y “caritas”, en vez de darle a tu enamorado tiempo para responder, estás presionando demasiado y demostrando tu ansiedad. Ejercita tu paciencia, participa activamente en tu vida ¡y dale un poco de tiempo! Y tú tampoco necesitas responder de inmediato si estás con amigos, en el trabajo, en una reunión, o en alguna actividad recreativa. ¡No es obligación responder en el acto! Por último, crea un poco de misterio… aunque sean cinco minutos ¡pueden hacer la diferencia!

Bueno, espero que estas guías te hayan servido. Enviar mensajes de texto y whatsapp puede hacerle muy bien a tu relación. Sólo asegúrate de estarlos usando de formas que acerquen y mantengan interesada a tu pareja o “potencial pareja”, y no de formas que la estén alejando.

Aquí en “Llamar a Tu Amor®” estoy para apoyarte en hacer realidad tus mayores posibilidades en el amor!

Verónica Freire
Coach de Relacionamiento
veronica@llamaratuamor.com
www.llamaratuamor.com
Información sobre Talleres en Centro Cultural Tribeca
info@tribeca.cl 
www.tribeca.cl

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último