06 de 10 de 2017

Aromaterapia, el poder de las esencias naturales

aroma

Esta costumbre milenaria utiliza olores florales y herbales para solucionar innumerables problemas y dolencias tanto físicas como mentales. Aquí te contamos cuáles son los aromas más utilizados y las increíbles propiedades de cada uno.

Aunque se popularizó en el mundo occidental hace relativamente poco, la aromaterapia es uno de los secretos más preciados de las civilizaciones antiguas para curar enfermedades. Se trata de un efectivo tratamiento terapéutico que se realiza a través de aceites y esencias naturales extraídos de diferentes plantas, flores, frutos y árboles. Su uso tiene múltiples beneficios para la salud que van desde aliviar dolencias físicas hasta levantar el ánimo y equilibrar las emociones.

Ya en el año 4.500 a.C, los chinos tenían pleno conocimiento de ella, al igual que en la antigua Grecia, donde médicos como Galeno o Hipócrates le sacaban el máximo provecho a los beneficios de las hierbas aromáticas para tratar a sus pacientes.

aroma1

Para los egipcios en cambio, la aromaterapia fue un símbolo de sus rituales: empleaban las esencias para preservar en óptimas condiciones los cadáveres. Años después, en la época del siglo XVII, las personas comenzaron a colgar de sus cuellos extractos de hierbas para prevenir pestes y enfermedades. Hoy, la aromaterapia sigue cumpliendo un importante rol en la salud y bienestar. Incluso, países como Francia o Reino Unido la han reconocido oficialmente tanto en el plano terapéutico y curativo, como en el espiritual.

Los aceites utilizados en la aromaterapia son cien por ciento puros y naturales, y corresponden a la parte con más concentración aromática de la planta o flor. De ellos se obteniene un aceite esencial volátil, que generalmente se inhala y se difumina en el ambiente, pero también puede ser añadido como gotas al agua de baño o aplicarse en la piel a través de masajes.

Cada esencia puede ser usada por sí sola o se pueden combinar para lograr diversos efectos. Para la mayoría de la gente que prueba este tipo de terapia, la experiencia resulta casi mística y una perfecta invitación a la relajación. Aquí te contamos sobre algunas de las esencias más populares en la aromaterapia y para qué se utilizan.

aroma2

Lavanda

Originaria de los países del Mediterráneo, esta versátil planta ha cautivado por siglos por su fuerte y fresco olor. En la Antigüedad era utilizada en perfumes y lociones y hoy, la encuentras también en velas, inciensos y fragancias de auto o baño. Detrás de su gran popularidad, se esconden los favorables efectos que tiene para el cuerpo y la mente.

Beneficios: 

El intenso aroma de la lavanda tiene propiedades sedantes y relajantes, lo que la convierte en un excelente calmante para casos de estrés, depresión o ansiedad, ya que ayuda a aplacar esos trastornos nerviosos, a calmar los ánimos y atenuar los comportamientos agitados. Si sufres de insomnio este aroma es para ti, ya que ayuda a conciliar el sueño. La lavanda sirve para aliviar los dolores de cabeza o migrañas, en especial las provocadas por el síndrome premenstrual. También elimina infecciones intestinales y problemas de estómago, y se habla de ella como un alivio temporal del dolor lumbar. Por último, la lavanda es muy utilizada para curar lesiones, heridas, quemaduras, infecciones o picaduras de insectos.

aroma3

Bergamota

¿Fanática del Earl Grey? Es una de las variedades de té negro más consumidas en Occidente y una de las claves de su éxito es que está aromatizado con bergamota, un cítrico con forma de pera y sabor agridulce. Su nombre se debe a la ciudad de Bérgamo, en Lombardía, Italia, que fue donde primero se comercializó, pero se produce también en otras zonas del mundo como Marruecos y España.

Beneficios:

Este fruto es capaz de producir una atmósfera refrescante y astringente lo que levanta el ánimo y reduce la ansiedad y depresión. Es muy útil para equilibrar las emociones, y combinado con la lavanda es un remedio efectivo contra el insomnio. Fortalecer el sistema inmunológico y ayudar a restaurar el apetito, son otros de los beneficios que tiene la bergamota. También es muy útil para bajar la fiebre y para combatir infecciones respiratorias como amigdalitis, bronquitis y tuberculosis.

Si sufres de problemas como cistitis o infecciones urinarias, la bergamota podrá ayudarte, solo debes añadir unas gotas al agua cuando te des un baño. En la piel, su efecto es antiséptico, estimula la regeneración y cicatrización, y es muy usada en tratamientos contra el acné y psoriasis, así también como en cueros cabelludos y cutis grasos.

aroma4

Jazmín

Símbolo de belleza, elegancia y amor, esta flor blanca es la reina de los aceites esenciales y desde la Antigüedad se le han dado innumerables usos especialmente en la formulación de perfumes y fragancias gracias a su aroma concentrado y cautivador. La esencia del jazmín es relajante, desestresante y brinda calor emocional, sin embargo, suele ser costosa ya que para extraerla se necesita una gran cantidad de flores.

Beneficios: 

Al ser un sedante natural, resulta muy útil para casi todos los problemas nerviosos como la ansiedad, depresión y agotamiento, relajando tanto en el ámbito físico como mental. Permite activar las emociones, favoreciendo el optimismo y el valor propio, y reduce el miedo, la apatía e indiferencia. También es efectiva en estimular la creatividad, la intuición y regala una sensación de euforia que produce confianza y restaura las energías. El jazmín es muy utilizado con fines afrodisíacos: estimula la sensualidad y favorece las sensaciones de atracción y seducción.

aroma5

Su gran capacidad de serenar y consolar lo convierten en un aliado para las mujeres que experimentan la menopausia. También resulta un gran soporte en casos de depresión postparto, porque estimula la producción de leche materna y ayuda a crear un fuerte lazo entre la madre y el hijo. El jazmín también actúa sobre el sistema respiratorio, ya que regula la respiración y alivia la tos irritante y los ronquidos.

Si quieres saber más sobre el aromaterapia, ve al kiosco más cercano y adquiere la última edición de Revista Vanidades. 

 

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último